domingo, 6 de abril de 2014

SEIS CANCIONES DE LOS SESENTA Aquellos años dieron forma a la música pop y rock y dejaron muchos nombres para la leyenda. De entonces podrían recordarse cantidad de melodías cargadas de carácter: todo aficionado podría recitar fácilmente dos docenas. Estas son sólo seis.

Pacific Gas & Electric, sensacional banda de blues-rock-soul de los sesenta.
Siempre recordados, reputados, reconocidos, influyentes años sesenta. Dieron mucho de sí en el terreno de la música pop y rock, por lo que se vuelve a ellos continuamente: en ellos se encuentran referencias, mitos, pioneros, inventores, exploradores…, sorprende la fascinación que siguen ejerciendo, y no sólo en el ámbito de la música. De entonces proceden Beatles y Rolling Stones, The Who y The Kinks, y así muchas otras bandas de referencia cuyas canciones siguen teniendo enorme atractivo medio siglo después. Por eso, si esos nombres ‘entran’ en una selección no dejan espacio a muchos otros que también hicieron mérito suficiente para traerlos a la actualidad. De todos modos, cada uno podría hacer su lista sin que desmereciera de otras. Aquí van media docena de títulos, algunos más populares y otros menos, aunque todos ellos tienen su algo.

Al final de la década, Fleetwood Mac era un grupo inglés con buena reputación en el terreno del blues-rock de la ‘línea Mayall’. Como es sabido, sufrió un par de mutaciones radicales que lo convirtieron, ya en USA, en uno de los nombres de mayor éxito de la siguiente década. Pero en 1969 editaron un tema, ‘Oh well’, que se salía no sólo de su estilo, sino también de la tendencia del momento; la canción tenía dos partes, siendo la primera la más dinámica y sorpresiva. Entra con un poderoso riff de guitarra a la que se unen otra y el bajo para dibujar unos punteos electrizantes que, cuando parece que van a estallar, se detienen y dejan paso a la voz, alternando, como en los blues más tradicionales, la guitarra y la voz, pero con un sonido agresivo y contundente. Luego un ‘crescendo’ demoledor y nuevamente la alternancia de calma con voz y fragor rock con guitarras (tres solistas), dando un resultado verdaderamente lírico y expresivo. Curiosamente, el éxito no gustó nada a sus seguidores más acérrimos.


The Searchers se formaron aun en los cincuenta, de modo que ya estaban allí cuando Beatles entraron en escena, y además, también eran de Liverpool. Típica banda de sonido merseybeat, lograron buenos puestos en las listas revisando títulos de otros, y eso hicieron con el ‘Needels & pins’, una pieza escrita por dos tipos que, generalmente desde un segundo plano, resultaron decisivos para el éxito de muchos: Sonny Bono (el de Sonny & Cher) y Jack Nitzsche (compositor, arreglista, músico de estudio y productor de cuyo genio se aprovecharon desde Neil Young a Rolling Stones). Es un tema de amor en el que ‘Agujas y alfileres’ pinchan el orgullo del enamorado que huye. La melodía es exquisita y el arreglo limpio, cristalino, de forma que se puede tararear casi desde la primera audición: es un tema adictivo, irresistible, precioso. Y así lo entendieron las múltiples bandas que, desde entonces, han elaborado distintas versiones (entre las que no se puede olvidar la de Ramones, emocionante).


Desde Los Ángeles, la hoy casi olvidada banda Pacific Gas & Electric lanzaba en 1970 su gran éxito ‘Are you ready?’. Es una composición tremenda, intensa, y una demostración palpable de lo bien que se combinaban el rock y el soul, blancos y negros, en aquellos momentos, con naturalidad, sin impostura ni afectación; su ritmo poderoso atrapa y sus voces y coros parecen invitar a sumarse a la fiesta. ¿Estás preparado?


The Zombies también estaban allí casi desde el minuto uno. Lo suyo era un pop más cargado de adornos, con arreglos vistosos y voces muy trabajadas, pero con resultados verdaderamente fabulosos. Fueron varias las canciones por las que esta banda será recordada, entre ellas esa maravilla titulada ‘Time of the season’, la cual supuso su gran éxito… póstumo, pues la banda ya se había disuelto cuando salió, en 1969 (luego ha habido varias reapariciones). El trabajo vocal es absolutamente excepcional, muy armónico, con mucho estilo, con una clase difícil de encontrar en cualquier época; los arreglos instrumentales van de la sicodelia al pop más desbordado. El tema es el típico de amor de verano con preguntas y respuestas.



Con influencia muy inglesa, John Sebastian formó en Nueva York Loving Spoonful a mediados de los sesenta. Muy dotado para la composición de melodías de fácil asimilación, Sebastian tomaba del folk y del rock, del blues y del country para decorar esas partituras que tan fácilmente entraban y que, con todo, terminaban siendo pop. Apenas estuvieron activos del 65 al 68 (luego hubo reuniones sin Sebastian), pero tuvieron tiempo para fabricar delicias como el siempre vital ‘Summer in the city’. La canción es fácil, simple, casi tópica, con estribillo, estrofa, coros, parte instrumental.., y ruiditos de ciudad, bocinas incluidas, pero su melodía hechiza, tiene magia. Eso sí, hubieron de emigrar a California para que su chocante combinación fuera reconocida.


The Turtles también estuvieron poco tiempo en escena (después hubo otras etapas), apenas la segunda mitad de los sesenta. Formado cerca de Los Ángeles, esta banda ofrecía un sonido optimista, jovial, despreocupado, ingenuo, un sonido limpio y brillante y con canciones tan pegadizas como su gran éxito ‘Hapy together’. Pop melódico y sin pretensiones, con influencia ‘beateliana’ pero sin perder su esencia americana, la pieza es de 1967 y es, claro, un tema de amor en el que casi lo único que se dice es ‘tú y yo, felices juntos’; pero con el tiempo se ha vuelto la perfecta banda sonora para escenas de amor juvenil, sincero y bienintencionado. Es, en fin, una canción que gusta a todo el mundo. Tiene ese don.   



Son sólo seis, pero saldrían seiscientas inolvidables de aquella década.


CARLOS DEL RIEGO